Maria Ayala

Mari llegó en 1983 con cuatro de sus ocho hijos. Ella es originaria de la Ciudad de México, y ha vivido en La Villita desde su llegada. María comenzó a involucrarse en la educación de sus hijos porque sabía que esto los motivaría a mejorar en la escuela. Se desempeñó como asistente de maestra en el aula y ayudó a organizar eventos de recaudación de fondos y otras actividades en la escuela. Más tarde, María se involucró con Enlace y decidió unirse a la clase de liderazgo con Yola. El programa la ayudó a ser una mejor líder, a establecer metas y a expresarse. María es un gran modelo a seguir para su familia y constantemente aprovecha las oportunidades para mejorar su comunidad. Ella apoyó la campaña de seguridad de la comunidad que resultó en la instalación de un semáforo en 27th y Pulaski. Su pasión y entusiasmo por la jardinería comunitaria ha llevado a la participación de su familia, y está muy emocionada de ver a sus hijos y nietos participar. Constantemente alienta a los residentes de la comunidad a unirse y donar su tiempo para que podamos continuar viendo un cambio positivo en La Villita.